máquina blanda

girar siempre en torno al sujeto
orbitándolo
succionando su luz
expandiéndose hacia adentro

cada centímetro conquistado
es la amenaza
de la explosión última

acecharlo siempre
hundir las fauces
en uno mismo
como quien hunde el tenedor
en la carne tierna
siendo el tenedor el verbo
y la carne un holograma

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s